Reducción de la huella de carbono en la agricultura – Biocombustible

Si desea reducir la huella de carbono de su granja, considere hacer el cambio a biocombustibles. Debido a que se derivan de materiales orgánicos renovables que se encuentran en abundancia, los biocombustibles como el biodiesel son una forma mucho más ecológica de hacer funcionar tractores y otros equipos agrícolas.

¿Qué son los biocombustibles?

Los combustibles como el biodiésel se derivan de materiales orgánicos fácilmente disponibles y pueden cultivarse según sea necesario para satisfacer la creciente demanda. Lo mejor de todo es que los científicos han encontrado una amplia variedad de plantas y otros materiales orgánicos que son adecuados para su uso. Por ejemplo, los cultivos comunes como la col, la palma aceitera, el maní, el girasol y la soja tienen un alto contenido natural de aceite vegetal que los hace ideales para la producción de biocombustibles.

Pero estas no son la única fuente potencial de material orgánico para estos combustibles. Los científicos también están investigando la posibilidad de utilizar algas para la producción de biocombustibles a gran escala. Las algas no solo tienen el potencial de producir cantidades mucho mayores de aceite que los cultivos tradicionales, sino que también se pueden cultivar en entornos hostiles, como plantas de tratamiento de aguas residuales, donde crecen (y consumen) desechos no deseados. El cultivo de algas de esta manera también significa que las valiosas tierras de cultivo no tendrían que utilizarse para la producción.

Beneficios de Usar Biodiesel en la Granja

El principal beneficio de su uso en la granja es que reducen la huella de carbono de vehículos como los tractores. Esto es posible porque el biodiésel se quema de forma mucho más limpia y completa en los motores de combustión que los derivados de combustibles fósiles. Esto significa que no tienen un impacto negativo en el ciclo del carbono porque solo liberan el dióxido de carbono que la planta absorbió mientras crecía. Esto está en marcado contraste con los combustibles fósiles que contaminan el aire y aumentan los gases de efecto invernadero, lo que contribuye al calentamiento global.

El biodiesel también tiene otro beneficio clave sobre los combustibles fósiles. Debido a que son biodegradables y no tóxicos, también reducen el desgaste de los motores de los tractores y otros equipos que se encuentran en la granja. Esto significa menos servicio y mantenimiento del tractor durante la vida útil del vehículo, lo que en última instancia reduce el costo de propiedad.

Reduzca la huella de carbono de su granja hoy

Ser «verde» en su granja no es difícil. Una manera rápida y fácil de comenzar a reducir la huella de carbono de su granja es simplemente cambiar a biodiesel. No solo es más económico que el diésel regular, sino que también extenderá la vida útil de su tractor y otros equipos agrícolas, todo mientras ayuda a salvar el medio ambiente.

Deja un comentario