importancia del clima y sus efectos en la agricultura

La agricultura es primordial para el avance económico y popular de América Latina y el Caribe (ALC). No obstante, es enormemente vulnerable a los impactos del cambio climático. Cambios proyectados en la temperatura, patrones de precipitación, retroceso de glaciares y también incidencia y intensidad de fenómenos climáticos extremos, entre otros muchos causantes, repercuten de forma negativa en el campo. Ahora, comparto ejemplos de impactos concretos:

  1. El cambio climático perjudica a la eficacia agropecuaria. Estimaciones señalan que cambios en los patrones de precipitación y temperatura resultan en reducciones notables en los desempeños de cultivos de la cesta básica, tal como de exportación. En América latina, en 2020, se cree una pérdida de US$8.000-11.000 millones en ganancias netas por exportaciones de maíz, trigo, soja y arroz (Fernandes et al., 2012). En lo que se refiere a la ganadería, se prevé que el cambio climático afecte a la proporción de forraje y la calidad del mismo, tal como a la fertilidad del ganado lechero y la energía que el animal dispone para ocupaciones productivas. Los elementos pesqueros asimismo están damnificados por la acidificación de los océanos, y el incremento de la temperatura y del nivel del mar. Se proyecta una redistribución de elementos pesqueros, incrementando el potencial de pesca en mucho más de 30% en zonas de alta latitud y reduciéndose hasta un 40% en el trópico (Cheung et al., 2010).

Un país en el ojo del huracán

En República Dominicana los datos de la Tercera Comunicación Nacional para la Convención Marco de Pelea Contra el Cambio Climático (2017) examina niveles futuros en todos y cada uno de los que se muestran potenciales aumentos de las temperaturas mínimas y máximas y la ocurrencia de acontecimientos extremos de lluvias y sequías; ahora en comunicaciones precedentes asimismo se advertía sobre el incremento de la continuidad y la intensidad de estos fenómenos desfavorables.

agricultora

Este país pertenece a los que menos contribuyen al incremento de los gases de efecto invernadero (GEI), en la atmósfera, pero ocupa el puesto número 11 entre los países probablemente mucho más impactados por el cambio climático (Índice de Largo Período de Peligro Climático-CRI-, 2016. Mencionado en la Tercera Comunicación Nacional). Si sumamos a esta situación visto que Haití está entre los tres países con mayores peligros de impactos por el cambio climático, contamos un panorama verdaderamente alarmante para la isla Hispaniola que compartimos con la nación vecina.

Efectos en la ganadería extensiva

En lo que se refiere a los efectos del cambio climático sobre la ganadería extensiva, la subida de las temperaturas hace agobio térmico en los animales, lo que tiene una secuencia de consecuencias negativas. Entre ellas, hay una reducción del desarrollo y la producción, disminución de las tasas de reproducción y mayores tasas de mortalidad.

El agobio térmico asimismo disminuye la resistencia de los animales a los patógenos, parásitos y vectores, en tanto que las crecientes temperaturas benefician la supervivencia invernal de estos, según un informe reciente de la Interfaz por la Ganadería Extensiva y el Pastoralismo .

Entre las virtudes que proporciona el cultivo en invernadero es el control de las condiciones climáticas para garantizar un mejor avance de la planta.

Entre los componentes climáticos que influyen sobre el cultivo y la producción está la temperatura, que debe oscilar entre los 18-25 °C a fin de que la planta logre medrar adecuadamente y ofrecer su fruto ( Véase tabla con el resumen de demandas de temperatura para distintas especies). Abajo o sobre esta temperatura perfecta la planta no se consigue desarrollar apropiadamente y posiblemente el cultivo no realice el período biológico habitual y no alcance el máximo potencial de desempeño.

Además de esto, la temperatura participa (adjuntado con otros componentes como el CO2, iluminación, etcétera.) en algunas funcionalidades como la apertura o cierre de los estomas, que son indispensables en los procesos vitales de la fotosíntesis, transpiración y respiración de la planta.

Deja un comentario