el impacto del cambio climático en nuestra agricultura y alimentación

El cambio climático es un fenómeno que nos perjudica a todos, sus efectos ponen bajo riesgo la producción mundial de cultivos y consecuentemente el peligro de menor disponibilidad de alimentos a nivel local y global. Según con la Convención de ONU sobre el Cambio Climático, la perturbación del tiempo en la tierra se vincula de manera directa con el incremento de la concentración de gases de efecto invernadero en la atmósfera, producto de ocupaciones humanas similares con la utilización intensivo de comburentes fósiles y la deforestación.

En este contexto, el aumento en las temperaturas crea efectos negativos como la escasez de agua, multitud de calor, precipitaciones pluviales, daños por crecidas de agua y sequías, que afectan a la actividad agrícola. Las proyecciones climáticas señalan que para 2030 se podría producir un aumento a la temperatura de hasta 2 °C. Se ha estimado que las ocupaciones agrícolas desarrollan el 24% de las emisiones de gases de invernadero. Unido a ello, la agricultura fomenta la pérdida de suelos hasta 2.5 ocasiones mayor en comparación con su pérdida natural.

El escaparate de la COP27

En el contexto de la organización de la COP27, la Presidencia egipcia ha publicado tres proyectos globales: la Acción sobre el Agua, la Adaptación y la Resiliencia (Aware), para progresar la administración de los elementos hídricos; la Acción Climática y Nutrición (iCAN); y la idea Nutrición y Agricultura para la Transformación Sostenible (FAST).

En los próximos días, la cima acogerá una mesa redonda sobre seguridad alimenticia, donde participarán líderes mundiales, y una sesión particular encargada de la adaptación a la agricultura, donde se presentarán ideas de países como Egipto, India y Australia.

Cuál es la situación de hoy de la agricultura y el cambio climático en España

España fue el país anfitrión de la cima pasada del Tiempo COP25. Según se anunció a lo largo de esta, este se encuentra dentro de los países donde el encontronazo del cambio climático va a ser mayor. Su riguroso litoral marítimo, su localización geográfica y sus peculiaridades medioambientales lo transforman en un territorio singularmente vulnerable.

Entre los inconvenientes socios con el calentamiento global está el recrudecimiento de los fenómenos meteorológicos. Esto piensa tormentas mucho más violentas y también profundas, un empeoramiento de los periodos de sequía y cambios de temperatura significativos. En la zona mediterránea la temperatura sube un 20% mucho más veloz que la media mundial, y se ha aumentado ahora un nivel y medio desde la temporada preindustrial, según los datos.

La huella del agro

Además de padecer los efectos del cambio climático, el agro asimismo libera GEI a la atmósfera a lo largo de los procesos de producción, transporte, consumo y articulo consumo de alimentos.

Una investigación, anunciado en la gaceta científica Environmental Research Letters, calculó la huella de carbono de los sistemas alimenticios para el periodo 1990-2018. Los estudiosos apuntaron que, en 2018, se difundieron 16 gigatoneladas métricas de dióxido de carbono semejante (Gt CO2eq), lo que representa una tercer parte del total de los GEI generados por ocupaciones humanas. Además, esta cantidad aumentó un 8% en relación a la línea base de 1990.

Deja un comentario