como influyen las fases de la luna en la agricultura

Galileo Galileo fue el primero en ver la Luna mediante un telescopio, lo que fue bastante para desmitificar su presencia, en tanto que anteriormente en múltiples civilizaciones era considerada como una diosa. La Luna es el astro mucho más grande y refulgente que se puede ver tras el Sol y el cuerpo celeste mucho más próximo al mundo Tierra.

Tal como la Tierra se desplaza cerca del Sol, la Luna se desplaza cerca de la Tierra. Una vuelta de traslación completa dura precisamente 27 días y 8 horas. Los fenómenos que tienen relación con la predominación de la Luna en la tierra son: las mareas (pleamar y bajamar), los eclipses (de Sol y de Luna respectivamente) y sus fases lunares (Luna novedosa, Cuarto creciente, Luna llena y Cámara menguante).

Las 4 fases primordiales de la luna

Son 4 las fases primordiales que muestra la luna, y es dependiente el avance de su vegetación, por ejemplo influencias directas de la luna sobre nuestro mundo.

  • Fases lunares: de luna novedosa a cuarto creciente

A lo largo de esta etapa, nuestra luna se oculta tras el Sol, refleja.

Los labradores mucho más expertos piensan esta etapa como un período de reposo de los cultivos, puesto que el desarrollo de las raíces y hojas es casi nulo. Pero esto no significa que sea una mala etapa para nuestros cultivos, ya que es el instante idóneo para los trasplantes o cuidado de jardines, a lo largo de esta etapa nuestras plantas no padecerán trastornos o daños por agobio y se adaptarán mucho más de manera fácil al de el ambiente.

Luna novedosa

A lo largo de esta etapa, la Luna se ubica precisamente entre el Sol y la Tierra tal es así que la luz reflejada sobre su área no es aparente desde nuestro mundo. La sepa de rayos lunares hace un desarrollo lentísimo de las cosechas al tiempo que la savia se nucléa en las raíces de las plantas. Al no estar sometidas a componentes naturales de agobio, esta etapa estimula la adaptación de las plantas al ambiente.

Ciertas tareas recomendadas a lo largo de la Luna novedosa son la supresión de malas yerbas, la siembra de prados o el abonado.

Cámara menguante

En esta etapa la intensidad de los rayos lunares empiezan a reducir.

Este es buen periodo para el trasplante y se vió un desarrollo veloz y vigoroso de raíces. Al existir poca proporción de luz el desarrollo del follaje es retardado, con lo que la planta puede usar parte importante de su energía en el desarrollo del sistema radicular. Con su raíz robusta y bien formada, la planta puede conseguir suficientes nutrientes y agua para un desarrollo exitoso.

Deja un comentario