atrapamiento por vuelco de máquinas o vehículos en agricultura

Este género de incidente se genera frecuentemente a lo largo de la operación de enganche de herramientas, al efectuar tareas de reparación y cuidado sobre mecanismos en movimiento o por el contacto involuntario con partes móviles inteligentes del tractor sin protección.

El incidente mucho más frecuente es el atrapamiento de las extremidades superiores (mano y brazo) en algún engranaje. Por este motivo, al enganchar herramientas o remolques al tractor tienen que procederse acatando las próximas advertencias:

Seguridad y géneros de accidentes con tractores

Como ahora se ha comentado, una gran parte de los accidentes con tractores están relacionados con el vuelco, pero asimismo hay otras causas mayoritarias.

  • Vuelco. Un tractor puede volcar de manera del costado o hacia atrás. En el primero de las situaciones, este hecho puede deberse a un giro brusco, a un mal empleo de los frenos, a un bloqueo incorrecto del diferencial o al género de lote, entre otras muchas cosas. En la situacion de un vuelco hacia atrás, las causas tienen la posibilidad de ser un atasco de las ruedas traseras, el enganche del vehículo en óbices en un sentido transversal a la marcha, una maniobra de desatasco mal ejecutada o una colocación deficiente de los gadgets de enganche. Sea como fuere, y en los dos casos, el aplastamiento por vuelco es la primordial causa de mortandad tras un incidente con tractores y, en la mayor parte de las situaciones, el desenlace mortal hay que a la sepa de construcciones de protección homologadas.

  • Atrapamiento. Las maniobras de enganche o desenganche de herramientas mal ejecutadas son otra de las causas primordiales de accidentes con tractores. Por seguridad, resulta conveniente siempre y en todo momento saber la manera adecuada de hacerlas.

  • Choques. Esta causa de accidentes es compartida por prácticamente toda clase de automóviles motorizados. En la enorme mayoría de las situaciones hay que a distraigas a lo largo de la conducción oa un mal desempeño de los frenos.

  • Lesiones físicas. Si bien no se considere un incidente el sentido mucho más riguroso de la palabra, el manejo de un tractor puede conllevar lesiones graves al operario. Las vibraciones de la cabina tienen la posibilidad de perjudicar seriamente a la espalda y la columna vertebral, al paso que el exceso de ruidos puede ocasionar sordera, por nombrar 2 de las lesiones mucho más usuales. En un caso así, la ergonomía del operario hace aparición como un ingrediente esencial de seguridad que debe sumarse a la implantación de construcciones de absorción de vibraciones o ruidos.

Deja un comentario